¿Qué es el Método Silva?

El Método Silva es un Programa de Autocontrol Mental creado por José Silva en 1966.

¿En qué se basa?
Se basa en la utilización de las frecuencias cerebrales más bajas de forma consciente, para grabar información poderosa que luego pueda utilizarse para autoprogramarnos y lograr distintos fines.

El cerebro funciona en su frecuencia más baja cuando estamos en sueño profundo. Lo que José Silva pretendía era entrenar a las personas para funcionar como si estuvieran en sueño profundo, pero sin estarlo. Es decir, que en un estado de consciencia, las personas pudieran hacer que su cerebro trabajase en frecuencias bajas.

El cerebro produce impulsos eléctricos que se transmiten de una neurona a otra. Estos impulsos son informaciones transmitidas de neurona a neurona. Los impulsos eléctricos varían su ritmo e intensidad, constituyendo diferentes tipos de ondas cerebrales, que pueden ser medidas a través de un aparato conocido como Electroencefalograma.

Cada tipo de ondas cerebrales constituye un estado de consciencia distinto. Existen cuatro tipos principales de ondas cerebrales: beta, alfa, theta y delta.

En sus investigaciones, antes de crear el Método Silva, con las ondas cerebrales y las capacidades de las personas funcionando en cada una de las ondas cerebrales, José Silva descubrió que las personas debían estar en un estado mental determinado para lograr resultados sobresalientes y que ese estado no era el estado consciente en el que se halla una persona que emite ondas beta (es el estado en el que funcionamos normalmente durante el día).

¿Qué es el Método Silva?

El Método Silva es un Programa de Autocontrol Mental creado por José Silva en 1966.

¿En qué se basa?

Se basa en la utilización de las frecuencias cerebrales más bajas de forma consciente, para grabar información poderosa que luego pueda utilizarse para autoprogramarnos y lograr distintos fines.

El cerebro funciona en su frecuencia más baja cuando estamos en sueño profundo. Lo que José Silva pretendía era entrenar a las personas para funcionar como si estuvieran en sueño profundo, pero sin estarlo. Es decir, que en un estado de consciencia, las personas pudieran hacer que su cerebro trabajase en frecuencias bajas.

El cerebro produce impulsos eléctricos que se transmiten de una neurona a otra. Estos impulsos son informaciones transmitidas de neurona a neurona. Los impulsos eléctricos varían su ritmo e intensidad, constituyendo diferentes tipos de ondas cerebrales, que pueden ser medidas a través de un aparato conocido como Electroencefalograma.

Cada tipo de ondas cerebrales constituye un estado de consciencia distinto. Existen cuatro tipos principales de ondas cerebrales: beta, alfa, theta y delta.

En sus investigaciones, antes de crear el Método Silva, con las ondas cerebrales y las capacidades de las personas funcionando en cada una de las ondas cerebrales, José Silva descubrió que las personas debían estar en un estado mental determinado para lograr resultados sobresalientes y que ese estado no era el estado consciente en el que se halla una persona que emite ondas beta (es el estado en el que funcionamos normalmente durante el día).